¡¡TU DÍA ES HOY!!

DECÍDETE A DAR EL PASO

La discapacidad, condición de vida

apoyo-d-motrizPara iniciar sería bueno que antes de leer la publicación pensaras en los siguientes cuestionamientos:

  • ¿Cómo consideras a la discapacidad?
  • ¿Realmente son “capacidades diferentes” o son “capacidades destacadas o altamente desarrolladas”?
  • ¿Qué es una condición de vida?
  • ¿Te imaginas estar en esa condición de vida? ¿Cómo pedirías que los demás te observaran?

Con motivo de la proximidad del “Día Internacional de la Discapacidad“, 03 de diciembre; deseo dar un aporte para entender a la Discapacidad como una condición de vida y no como una enfermedad o limitación, hacer la diferencia en ti que estás leyendo esta nota y puedas unirte al cambio de perspectiva que muchos estamos luchando por concientizar.

Para poder iniciar el comentario debemos primero establecer cómo se considera o qué entendemos por discapacidad. Entendemos discapacidad como una enfermedad o como una condición de vida. Si nos vamos por enfermedad, podemos en primer instancia decir que la mayoría al escuchar el término enfermedad, lo relacionamos con algo que puede ser pasajero o que está en un proceso degenerativo afectando la calidad de vida de la persona. En este caso, la discapacidad no es algo temporal como la gripa, la tos, los dolores, etc., ni se considera algo degenerativo que haya sido proporcionada por la naturaleza humana con el fin de hacer daño, de hecho algunas, discapacidades se presentan como secuela de una enfermedad pero llega el momento en que deja de avanzar y queda en una condición de vida.

Hablar de una condición de vida en referencia a la discapacidad, es hablar de que es un estado desde el que se ve y se vive la vida, es la manera en que se percibe al mundo en el que se desarrolla la persona. Esta condición de la persona puede ser por nacimiento o por secuela de un accidente o enfermedad, pero no porque la persona haya decidido adquirir esa condición.

Si la realidad es de que la discapacidad es una condición de vida, debemos darnos cuenta que en vez de hablar de personas discapacitadas debemos de hablar de personas con discapacidad, pues la calidad de vida es acorde a su misma condición que la persona tiene así como su dignidad es la misma que de cualquier otra persona, no por el hecho de que sea una persona con discapacidad se debe de pensar que su ser está afectado y, por consecuencia, tiene una dignidad diferente a los demás.

personas-sordas-03En continuación de lo que hemos estado hablando, otro punto a considerar es el que la persona en esta condición de vida, no se le debería decir persona con capacidades diferentes porque de ser así estaríamos hablando de personas con capacidades ajenas a la naturaleza humana, basta pensar un poco en las capacidades de las personas que se consideran normales, todas tienen las mismas capacidades: pensar, moverse, sentir, hacer, ser, entre otras tantas, por el simple hecho de ser persona, así las que tienen esta condición de vida están con las mismas capacidades que cualquier otra persona, pero la única diferencia es que las tienes en menor o mayor desarrollo que otras. Un ejemplo a lo que acabamos de mencionar es una persona con discapacidad visual, tiene la capacidad de ver total o parcialmente disminuida, pero tiene otras capacidades más desarrolladas para poder equilibrar su propio desarrollo: el oír y el palpar, las cuales el común de las personas no las tenemos en esa condición porque nuestra capacidad visual las mantiene en equilibrio, por lo tanto, las tres capacidades de las que hablamos se encuentran en todo ser humano pero en distinto grado de desarrollo, ¿Acaso hay una capacidad que se tenga y ningún otro ser humano la posea?

Sin embargo, hoy en día, la sociedad ha puesto una connotación más a la condición de vida de discapacidad, aunque no la menciona de esa manera está siendo considerada como tal. En la actualidad, quienes ya están pasando de los 50 años de vida, ya se les empieza a relegar de sus capacidades para el trabajo, siendo una “discapacidad impuesta” por la misma sociedad, que les considera ya no viables para el desempeño de una labor dentro de la clase trabajadora, se puede decir discapacitan a quienes aun tienen la capacidad de laborar, so pretexto de que ya no rinden como deben de hacerlo. Ante esto basta ver los avisos de empleos donde no se ven anuncios de empleos para personas mayores de 40 o si los hay son empleos que tienden a relegar las capacidades de las personas.

En conclusión, las personas con discapacidad son tan humanas y competentes que cualquiera de nosotros y de acuerdo a sus propias capacidades desarrolladas, solo basta darles la oportunidad de considerarse parte del mundo en el que se desarrollan y viven su día a día. Basta con ponernos en su lugar para imaginarnos que es lo que sienten o lo que piensan cuando se les etiqueta de manera limitativa en vez de ofrecerles una oportunidad de crecimiento.

Para mayor información haz click en el siguiente enlace: ORTIZ Coach.

 

Please follow and like us:

¿Te gustó mi sitio? Por favor ¡Compártelo!